listas electorales con políticos corruptos


Ya hemos visto una y mil veces cómo muchos políticos roban, estafan, usan su posición de poder y privilegio para saquear las instituciones públicas en las que se han colocado gracias a nuestro voto. Deberían de ser los que representen los intereses del pueblo, los que peleen por los deseos del pueblo, sin embargo la gran mayoría son vulgares cacos de guante blanco.

Me hace mucha gracia la parafernalia de toma de posesión del cargo, ¡qué foto más bonita!, jurando su honradez, ética y eficacia en sus futuras gestiones. Atajo de sinvergüenzas mentirosos.

Meten la mano en el saco a todas horas, ni siquiera esperan a que nos demos la vuelta. Después si el tomate se descubre empieza un proceso judicial que da risa. En la mayoría de los casos acaba en nada y el dinero del pueblo nunca aparece. Incluso en los casos en que el ladrón es condenado, el dinero tampoco aparece ni se le exige que lo devuelva. Simplemente cumple una mínima condena y sale millonario a la calle.

Como digo, en la mayoría de los casos el asunto acaba en nada, los implicados son tantos y de tan diferente rango que, por tapar las manzanas altas del árbol, empieza a surgir una nebulosa y una procesión de abogados de élite (como un book de alto standing). En cuanto se empieza a ahondar quedamos alucinados de todos los nombres que salen a la palestra y lo más indignante es que siempre hay uno que dice "COMO ME CRUCIFIQUEN A MÍ, TIRO DE LA MANTA". Después vienen los arreglos entre bastidores, los sobres y chanchullos sumergidos, las promesas de futuro, los pactos vomitivos y todo empieza a desvanecerse como niebla matutina disipada por el sol. Por último los acusados (presuntos estafadores, y un pimiento, ESTAFADORES INTEGRALES con todas sus letras) quedan en libertad, salen por la puerta grande de los juzgados y la tele está ahí para captar las imágines y restregárnoslas por la cara. El dinero nadie más supo de él, nunca aparece. Los políticos que se han visto envueltos en el escándolo siguen ocupando sus puestos y siguen estafando. Sus compañeros de partido siguen haciendo la vista gorda y los dirigentes de esas formaciones a las que pertenecen no los retiran del cargo porque aun sabiendo que han robado no pueden retirarlos ya que estarían reconociendo que han robado. Que se joda España, que se jodan los españoles, ¿no es así como piensan los corruptos?, lo que verdaderamente importa es el nombre de su partido político, su empresa.

En las siguientes elecciones TIENEN LA CARA TAN DURA, LA POCA VERGÜENZA de pedir nuestro voto sin ni siquiera retirar de sus listas las manzanas podridas, sin ni siquiera reconcer sus errores.

¿Cómo puedes votar a esos sinvergüenzas que te imponen corruptos?. Ya sabes de antemano que van a robar, que van a estafar y que se van a reír de todos nosotros.

¿Cómo puedes votar a mentirosos que simplemente te dicen lo que tu quieres escuchar?. Son charlatanes baratos que adornan sus mentiras hasta convertirlas en falacias creibles pero que ya no engañan a nadie, son demasiados años, demasiadas estafas, demasiados sinvergüenzas saliendo impunes, son demasiados atropellos a la democracia.

NO DEBES NI PUEDES PERMITIR QUE TE IMPONGAN POLÍTICOS CORRUPTOS. Los partidos políticos han de saber que nos hemos hartado de que sus métodos para trepar internamente atenten contra la honradez y la responsabilidad. Los dirigentes de las formaciones políticas han de saber que no les vamos a permitir que vayan de la mano de ladrones que garanticen su poltrona.

Qué clase de dirigente político es aquél que antepone sus intereses personales a los del país que en un momento dado puede llegar a gobernar. Qué clase de dirigente político es aquél capaz de pactar con el diablo para seguir de dirigente en su partido. Si el ladrón y estafador tienen peso político en su partido está claro que los dejará en las listas ya que de lo contrario peligraría su culo en el sillón de dirigente. Qué se puede decir de las personas que podrían aportar datos para meter a ladrones en la cárcel y que sin embargo los encubren y defienden ante la opinión pública. Lo curioso del caso es que aunque después resulte que los presuntos estafadores tras pasar por la justicia se conviertan en estafadores reales (rara vez ocurre), todo sigue igual y los dirigentes que los apoyaron no se responsabilizan de nada.

Y digo yo, ¿estos dirigentes se creen que nosotros nos tragamos que ellos no saben nada de los chanchullos?. Pues bien señores dirigentes, COMO VAMOS A DEJAR EL PAÍS EN MANOS DE INÚTILES QUE SON INCAPACES DE VER LO QUE SUCEDE DENTRO DE UN GRUPO POLÍTICO.

SI SON INCAPACES DE GOBERNAR A 10.000, CÓMO VAN A SER CAPACES DE GOBERNAR A 47.000.000 DE ESPAÑOLES.

¿ACASO CREEMOS QUE ERRADICARÁ LA CORRUPCIÓN QUIEN LA PRACTICA? ¿ACASO ESPERAMOS QUE HAGAN RESPETAR LAS LEYES LOS QUE LAS INCUMPLEN?

ES HORA DE QUE ABRAS LOS OJOS Y TE ENFRENTES A LA REALIDAD.